Los atletas pueden tener una relación de amor y odio con el día de descanso, pero es importante para la recuperación de su cuerpo. Todos, desde atletas universitarios hasta corredores de maratón, deben incluir días de descanso en su programa de entrenamiento. El sobreentrenamiento puede provocar agotamiento, dolor muscular y mal humor, lo que también puede hacer que los atletas sean más susceptibles a enfermedades o lesiones. Aunque puede parecer contradictorio, los días de descanso en realidad pueden mejorar el rendimiento deportivo. Aquí hay 6 cosas que los atletas deben hacer para aprovechar al máximo sus días de descanso.

Escucha a Tu Cuerpo

lo primero es lo Primero, nadie conoce su cuerpo tan bien como tú. Cuando llegue el día de descanso, tómese un tiempo por la mañana para evaluar cómo se siente. ¿Qué te dice tu cuerpo que necesitas recuperarte? Podría ser más sueño, ejercicio ligero, ciertos alimentos o una combinación de todos estos.

Duerma lo suficiente

El descanso mental y físico es igualmente importante al permitir que su cuerpo se recupere. La persona promedio necesita de 7 a 9 horas de sueño por noche, pero los atletas en entrenamiento pueden necesitar más. Se ha demostrado que el sueño aumenta la agudeza mental, la velocidad y el tiempo de reacción en los atletas. Planifique con anticipación para conseguir esos Zzzs!

Hidratar, Hidratar, Hidratar

Los atletas saben lo importante que es hidratarse durante y después de un entrenamiento, pero esa mentalidad también debe extenderse a los días de descanso. El agua actúa como lubricante para los músculos y las articulaciones, ayudando a los atletas a evitar los calambres musculares y el dolor. El agua no es la única respuesta; también puede incorporar bebidas deportivas e hidratarse a través de alimentos como sandía, fresas y melón.

Coma bien

Los carbohidratos proporcionan energía para cuando vaya al gimnasio, pero en los días de descanso puede ser inteligente limitarlos. En su lugar, concéntrese en las proteínas magras (que ayudan a los músculos a recuperarse), las frutas y verduras frescas. Piense en su plato como en un arco iris, incluyendo tantos colores como sea posible. Las vitaminas y minerales de estos alimentos desempeñan un papel importante en la recuperación. Por ejemplo, las frutas y verduras rojas o anaranjadas proporcionan betacaroteno y otros antioxidantes para reducir la inflamación.

Manténgase activo

El día de descanso es la oportunidad perfecta para aprovechar los entrenamientos de bajo impacto como el yoga o el Pilates. O simplemente dar un paseo. La idea es tomar un descanso de esos entrenamientos de gimnasio hardcore, sin embargo, mantener su cuerpo en movimiento. Trate de hacer entre 30 y 45 minutos de ejercicio de recuperación ligero el día de descanso.

Estirar o hacer espuma

Tomarse unos minutos para estirar diariamente puede mejorar en gran medida la flexibilidad y ayudar a aliviar los músculos tensos. Sin embargo, estos movimientos son especialmente importantes en los días de descanso porque pueden ayudar a acelerar la recuperación. El uso de un rodillo de espuma proporciona un masaje auto-miofascial, que se ha demostrado que reduce el dolor muscular y mejora el rango de movimiento cuando se realiza después de un entrenamiento.

Entrenar constantemente para estar en el máximo rendimiento requiere mucho trabajo duro y sudor. Asegúrese de programar tiempo para recompensarse con descanso mental y físico. Los días de descanso permiten a los atletas recargarse, lo que puede mejorar el rendimiento futuro.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.